Fertilizantes

Fertilizantes son sustancias orgánicas o inorgánicas, las cuales contienen nutrientes que asimilan las plantas para mejorar la calidad del suelo, su crecimiento y su desarrollo.

Patrocinado por Agrocesped Cesped Natural:

El césped necesita para su desarrollo nutrientes, una docena de elementos químicos que la planta pueda absorber, entre estos nutrientes el agua y el hidrógeno aportan oxígeno y carbono en grandes cantidades.

Otros nutrientes que encontramos en el suelo también necesarios son el calcio, hierro y azufre. Los elementos básicos que deben contener los fertilizantes son tres, nitrógeno, fósforo y potasio.

Lo primero es determinar el tipo de césped que tenemos en nuestro jardín, las propiedades de la tierra y como y cuando aplicar el fertilizante adecuado. Para ello lo mejor es dejarnos aconsejar por un profesional que nos indicará la dosis, la época para realizarlo y unos consejos para poder obtener un césped verde y saludable.

Césped en buen estado
Césped en buen estado

No todos los suelos tienen los mismos nutrientes necesarios para el césped, y los motivos por los que hay que fertilizar son diferentes, entre ellos:

  • Suelos muy arenosos, con muy pocos nutrientes.
  • La continua siega que realizamos.
  • Fortalece y previene de enfermedades, también le ayuda a recuperarse de ellas y de pisoteo.
  • Estimula el crecimiento de raíces y hojas.
  • Repone las pérdidas de nutrientes.
  • Controlar y disminuir.

Para saber la cantidad necesaria de fertilizante debemos analizar el suelo y conocer su pH, conocer el tipo de césped que tenemos en el jardín y calcular la superficie de jardín para conseguir una cantidad correcta.

En el mercado existen varios tipos de fertilizantes dependiendo de su forma o estado, son:

  1. Líquidos: Son de acción rápida. Llegan a las raíces penetrando en la tierra rápidamente. Se mezclan con agua y se aplican con la manguera o por el riego automático.
  2. Granulados: Se aplican con un esparcidor y necesitan ser regados para su disolución y penetración en la tierra. Existen fertilizantes granulados de liberación lenta, que obviamente libera nutrientes de poco en poco. Las ventajas es que nutre adecuadamente el césped durante un período largo de tiempo, evita su crecimiento excesivo, y los fertilizantes granulados de liberación rápida que libera los nutrientes en 4 semanas aproximadamente.

También existen fertilizantes que a la vez que nutren llevan una acción herbicida, existen los preemergentes que se aplican a principios de primavera para evitar que salgan las malas hierbas y los postemergentes que es eficaz en las malas hierbas que ya han aparecido.

Los fertilizantes están compuestos de distintos elementos químicos y proporciones. Debemos tener en cuenta a la hora de elegir el fertilizante es que contenga los tres elementos químicos necesarios para cualquier planta, nitrógeno, fósforo y potasio.

Además de estos tres son necesarios el calcio para las raíces, magnesio, azufre que potencia el verdor, cinc, hierro, manganeso mejora la fotosíntesis junto con el hierro, cobre, molibdeno, boro, etc..

En los envases de los fertilizantes encontraremos siempre tres numeraciones seguidas, la primera de ellas corresponde a la cantidad de nitrógeno, el cual llevará la mayor cantidad, la segunda a la del fósforo y la tercera a la del potasio.

Dependiendo del césped, época, clima, suelo y el uso que vamos a dar a nuestro jardín variará el fertilizante a utilizar, por eso un césped ornamental será fertilizado a mediados de primavera y principios de otoño, y con suelos muy arenosos se realizará con más frecuencia. La cantidad nos la indicará el envase o mejor el personal especialista que preguntemos.

Hay que fertilizar en periodos de crecimiento del césped y dependiendo de la estación. Por eso en césped de estación fría en otoño habrá que abonar generosamente, mientras que en primavera se realizará con muy poco abono; y en la estación cálida en otoño habrá que abonar y en primavera abonar cuando comience a reverdecer.

De forma general la frecuencia del abono sería por estaciones, verano, otoño, invierno y primavera.

Se recomienda hacer el abonado un día después de segar el césped, no aplicándose con él mojado o húmedo.

Fertilizantes
Fertilizantes

A la hora de utilizar el fertilizante hay que tener unas medidas mínimas de seguridad como son la utilización de gafas, guantes, mascarillas, pantalones y camiseta largas y botas de goma. Comprar sólo la cantidad que vayamos a utilizar en la temporada para evitar que se estropee.

Otros artículos de interés:

¿Cómo hacer el abonado del césped natural?

Abonos simples y abonos compuestos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *