Archivo de la etiqueta: estaciones

Errores más frecuentes al cortar el césped

Cortar el césped es la tarea que se realiza con más frecuencia y la más básica de todas ellas

Patrocinado por Agrocesped Cesped Natural:

Es importante para mantener un césped en perfectas condiciones realizar un corte adecuado, a continuación detallamos los 4 errores más comunes que se cometen:

Altura de corte:

Si al cortar el césped lo dejamos a una altura muy baja, le estamos reduciendo su superficie foliar para poder realizar el proceso de la fotosíntesis necesaria para crecer y sobrevivir las plantas, por lo tanto reducimos el vigor de la planta, volviéndose el césped más vulnerable a la climatología y a la invasión de malas hierbas que un césped con más altura.

Los céspedes que se siegan muy bajos pierden mucho poder radicular, es decir sus raíces también se acortan.

Césped en buen estado
Césped en buen estado

Además un césped muy corto para mantenerlo con éxito resulta muy costoso económicamente hablando, ya que al existir menos sistema radicular implica un aumento del consumo de agua y fertilizantes para compensar lo que no absorbe por tener las raíces cortas.

Según las épocas del año la altura de corte variará.

Para primavera y otoño, la altura adecuada es alrededor de unos 5 cm, suficientes para poder realizar la fotosíntesis adecuadamente y proteger las raíces.

En cambio para el verano y el invierno mantendremos la altura un poco más alta entre 6 y 8.5 cm aproximadamente, protegiendo así las raíces tanto del calor como del frío extremo.

No obstante dependiendo el tipo de césped que esté plantado podrá variar su altura de corte, aunque por norma general entre 5 y 7 cm es la correcta, a excepción de los céspedes especiales o deportivos.

Césped en Campo Fútbol
Césped en Campo Fútbol

Frecuencia de corte:

La frecuencia del corte variará por la rapidez de crecimiento e irá cambiando según la época del año y las condiciones que existan.

Es muy importante mantener la regla de 1/3, es decir si debe ser cortado a 6 cm. no dejaremos que sobrepase 1/3 de esta altura, así cuando alcance los 8 cm será el momento de su corte, con ello evitamos un gran estrés que se produce en el césped.

En el caso de que hayamos dejado crecer demasiado el césped, no debemos rebajarlo de una sola vez, sino que lo haremos en varias veces, así evitamos que el césped sufra un shock fisiológico debido a una fuerte defoliación.

No debemos cortar el césped cuando la hierba esté muy mojada, lo único que no dejaremos restos de la siega por el jardín para evitar la acumulación de humedad que sería perjudicial para el césped.

Eliminar los recortes de siega:

Si la acumulación de recortes de siega no es muy grande, es aconsejable dejarlos triturados por el césped, esta técnica se la conoce como mulching, ya que le aporta nitrógeno orgánico y otros nutrientes necesarios para su crecimiento, reduciendo así un abonado manual.

Los recortes se descomponen rápidamente y no llegan acumularse ya que están compuestos de materia fácilmente degradable.

Patrones de siega:

A la hora de cortar el césped la dirección debe ser variada cada vez que lo hagamos, así promovemos el crecimiento vertical de la planta.

Césped cortado en dos direcciones
Césped cortado en dos direcciones

Otros artículos de su interés:

Tipos y mantenimiento del cortacésped

Corte, consejos básicos

Sembrar césped tu sólo

Sembrar césped con semillas no requiere muchas complicaciones, bien sea para resembrar una zona del jardín o para cubrirlo completamente

Patrocinado por Agrocesped Cesped Natural:

La Primavera y principios del Otoño son las épocas propicias para plantar o sembrar césped con semillas, ambas estaciones no son de temperaturas extremas como el invierno y el verano y son más propicias para el “crecimiento”. Las semillas que plantemos en Otoño saldrán más rápidamente, unas dos semanas, ya que el terreno está muy caliente de todo el verano, mientras que las de Primavera tardarán de tres a cuatro semanas en crecer.

Depende de la climatología de la zona podrá variar la época de siembra.

Climas continentales, de mediados de marzo hasta finales de mayo y de finales de agosto hasta mediados de octubre.

Climas oceánicos, de primeros de marzo hasta mediados de junio y de finales de agosto hasta primeros de noviembre.

Clima mediterráneo, de finales de febrero hasta mediados de mayo y de primeros de septiembre hasta mediados de noviembre.

El césped es una mezcla de varios tipos de semillas de gramíneas y dependiendo del tipo y porcentaje de ellas entre sí, tendremos un tipo de césped distinto. Todos los tipos de césped serán buenos, lo que los diferenciará será por las condiciones particulares de cada uno, bien climáticas, el uso que se va a dar, cuidados, características del suelo y del agua y zonas sombrías.

Semillas de césped
Semillas de césped

No debemos cambiar el tipo de semillas que sembremos ya que si necesitamos más adelante resembrar alguna zona se notará si lo hacemos con unas semillas distintas

Con unos sencillos pasos que detallamos a continuación, la siembra del césped no supondrá ningún problema:

Drenaje. Es muy importante antes de empezar que el sistema de drenaje que tenemos en nuestro jardín funcione correctamente no formándose charcos en ninguna zona, ya que propiciaría problemas de hongos.

Riego. Lo más aconsejable es instalar un sistema de riego automático, si lo tenemos ya instalado es conveniente su revisión, asegurándonos que el riego llegue a todas la zonas, ni muy mojado ni muy seco.

Si es la primera vez que sembramos césped lo mejor es hacer una falsa siembra. Consiste en regar el jardín como si ya estuviese sembrado, con ello conseguiremos que las malas hierbas crezcan y poder aplicar un herbicida para eliminarlas. Si solamente es una resiembra en alguna parte del jardín aplicaremos un herbicida de hoja ancha en ese trozo para eliminar las malas hierbas.

Tierra de calidad. El césped necesita una capa de tierra de calidad de unos 10 centímetros, para ello añadiremos tierra vegetal para garantizar su crecimiento. Dicha tierra vegetal es una mezcla de compost, arena, y tierra normal de jardín.

Lo más aconsejable si es la primera vez que sembramos es rastrillar el terreno, luego nivelarlo y compactarlo con un rodillo.

Abono químico. Lo más aconsejable es aplicar un abono químico 15-15-15 de fondo, lo mejor es esperar a que el césped haya salido y realizar de dos a tres siegas para hacerlo. El más aconsejable es tipo órgano-mineral de liberación lenta.

Siembra y rastrillado. La siembra se puede realizar a mano o en tiendas especializadas nos pueden alquilar pequeñas maquinas fáciles de usar. Ha de distribuirse de forma homogénea. Hay que rastrillar el terreno suavemente para enterrarlas un poco.

Crecimiento césped
Crecimiento césped

Uso de rodillo. El uso del rodillo se puede realizar, aunque si bien es cierto que una vez sembrado no puede pisarse, a la hora de regarlo se compactará la semilla con el terreno.

Regar. El terreno debe mantenerse siempre húmeda, para ello se debe regar pocos minutos pero muchas veces al día. Lo más aconsejable son tres riegos diarios, a primera hora de la mañana, mediodía y media tarde. Muy importante que no se formen charcos. Según vaya el césped creciendo se irá reduciendo paulatinamente, hasta que dejemos un riego diario.

Ahora ya solo queda darle tiempo a que crezca y a disfrutarlo.

Otros artículos de su interés:

Colocación de tepes o césped en rollos.

Cuidados del césped en otoño.